Ventajas de un manejo defensivo

por | Ago 13, 2018 | Lo que todo conductor debe saber | 0 Comentarios

Conducir puede ser una actividad bastante simple pero a la vez peligrosa. Puede ser algo que nos lleve a pasar por situaciones de emergencia. Para evitar al máximo el riesgo de estar en un accidente es importante que el conductor tenga en cuenta diferentes factores. Tales como la atención que pone en la vía, y su manera de conducir. La previa organización y planeación de la ruta para mantenerse al tanto del entorno que lo rodea a todo momento y muchos factores más. Todo lo anterior puede ser categorizado dentro de lo que se conoce como manejo defensivo. El manejo defensivo se considera una técnica de manejo que adopta el conductor para mitigar cualquier riesgo que se presente durante el recorrido.

Muchas veces la causa de este tipo de situaciones peligrosas es la misma actitud del conductor del vehículo. Otras veces son causas externas como el clima, el estado de la vía u otros factores. En lo que respecta a la conducción del conductor puede presentarse por causas como la distracción. También cansancio o efectos de substancias como son el alcohol o las drogas.

Todas estas situaciones sin excepción son supremamente peligrosas. Todas y cada una de ellas pueden llevar a accidentes de todo tipo. Desde los pequeños golpes con abolladuras hasta incidentes con muertos involucrados.

Qué es el manejo defensivo

El manejo defensivo como ya mencionamos antes es una tecnica de conduccion. En esta, el conductor adopta una actitud atenta y alerta ante cualquier situación que se pueda presentar. De esta manera podrá reaccionar rápidamente evitando así posibles accidentes o infortunios en la vía. Explicado en palabras sencillas es estar pendiente de cualquier cosa que pueda pasar. Asumir que todo lo peor sucederá y de esta manera estar preparado para reaccionar.

Ejemplos de porqué es importante la conducción preventiva existen muchos. Enumeramos algunos de los más importantes que debes tener en cuenta:

Manejo imprudente

El manejo imprudente es la razón número 1 de porqué manejar defensivamente es buena idea. Existen múltiples conductores que su objetivo prioritario es llegar al destino lo más rápido posible. Creen que por andar a toda velocidad en calles de ciudad son mejores que los demás. Muchos de ellos lo hacen imitando las películas de “Rápido y Furioso”. Se cruzan imprudentemente en los carriles. Su velocidad es supremamente alta. Son agresivos al manejar. Incluso son irrespetuosos de las señales de tránsito y las autoridades. Con el manejo defensivo debes buscar evitarlos a toda costa. Darles su espacio y dejarlos pasar. Las autoridades se encargaran de aplicar multas y justicia sobre estos conductores.

Frenado repentino

El frenado repentino es supremamente común al conducir. Asegurate de tener tus frenos en buen estado. Puede suceder por muchas razones. Peatones cruzando por lugares diferentes a las zebras (pasos peatonales), conductores haciendo manejo imprudente, baches en la vía, animales cruzando la calle, etc. Tu mejor defensa es guardar distancia (más adelante hablamos de este tema). Asegurate de tener suficiente espacio con el carro de enfrente para detenerte de manera segura o en dado caso reaccionar según sea necesario.

Cruce indebido de carril

El cruce indebido de carril es un riesgo para cualquier conductor. Muchas veces se genera de manera consciente. Ejemplo clásico es en los atascos o trancones cuando un conductor detecta que otro carril se está moviendo más rápidamente. Generan un cruce que puede ser muy peligroso para otros conductores. Aprende todo lo que necesitas saber de como conducir en trancones o atascos.

También se puede dar de manera involuntaria. Ejemplos es cuando hay un bache en el camino y se debe cambiar de carril. También se puede dar un cruce en punto ciego el cual puede ser aún más peligroso por la cercanía de ambos vehículos.

Evasión del efecto cremallera

El efecto cremallera se da en intersecciones entre dos carriles. Su idea general es el paso alternado de vehículos de ambos flujos. De esta manera todo el sistema se mueve en conjunto. El problema se genera cuando uno de los dos conductores decide no dar paso a su par. La posibilidad de accidente aumenta y alguno de los dos deberá reaccionar rápidamente. Bajo los conceptos del manejo defensivo, debes asumir que tu conductor no querrá cederte el paso. Así, si esto sucede, podrás frenar con tiempo y evitar un choque. En caso de ceder el paso podrás continuar tu viaje con tranquilidad.

Piques ilegales

Los piques ilegales son un problema creciente y difícil de controlar. Para los desconocedores del tema, un pique es una carrera entre dos autos. Y es ilegal dado que se realiza en espacio público con el peligro que ello amerita. Espacios como grandes autopistas a altas horas de la noche se convierten desafortunadamente el espacio perfecto para conductores imprudentes que quieren exprimir el motor de sus vehículos. Su manejo temerario puede causar accidentes que usual y desafortunadamente suelen acabar con la muerte de una o varias personas. Es preciso y necesario evitar estos conductores. Su velocidad tan alta da poca capacidad de reacción. Sobra decir también que no respetan ninguna señal de tránsito. De ser posible, reportalo a las autoridades pertinentes.

Velocidad por encima del límite

La conducción defensiva es sumamente útil en situaciones donde encontramos conductores sobrepasando el límite de velocidad. Su poco interés en respetar las normas que aplican a todos, hacen que la vida de varios esté en riesgo. Esto incluye la vida de peatones, conductores de otros vehículos y la del mismo chofer imprudente. Desafortunadamente estos conductores nunca dejarán de existir. Por lo menos no a corto plazo mientras la tecnología no proponga alguna solución. Recuerda tu siempre respetar los límites de velocidad. Tanto de carretera como de ciudad.

Manejo agresivo

El manejo agresivo es el más peligroso de toda la lista. Esto debido a que en muchos casos su intención es realizar daño o perjudicar a alguien. Desafortunadamente muchos lo acaban logrando con consecuencias fatales. La muerte de personas es muy común en este tipo de escenarios. Incluyen situaciones como riñas donde dos conductores acaban luchando (a veces con armas). También se puede ver fácilmente insultos, pitos, cierres agresivos y choques intencionados. En estas situaciones es preciso calmarse y evitar problemas de cualquier manera. No expongas tu vida. Te esperan en tu destino. Nunca sabemos quién está en el otro carro y que tan agresivo puede llegar a ser.

La lista desafortunadamente continúa más y más. Conductores ebrios y drogados. Aquellos quienes se saltan los semáforos. Motocicletas zigzageantes. Etc. La mejor defensa es la conducción preventiva.

Todas estas situaciones sin excepción son supremamente peligrosas. Todas y cada una de ellas pueden llevar a accidentes de todo tipo. Desde los pequeños golpes con abolladuras hasta incidentes con muertos involucrados. 

Preparación previa a conducir

El manejo defensivo no solo involucra nuestro actuar al conducir. También se ve afectado por una preparación previa adecuada, evitar distracciones en la vía y algunos que otros pequeños detalles al conducir. Los siguientes son una lista de elementos relacionados con la preparación previa al conducir:

Conducir con sueño

Dentro de los factores críticos que afectan nuestro manejo defensivo a la hora de circular está la preparación anterior. Esta puede presentarse desde la noche anterior ya que dormir es un factor super importante. Incluso se vuelve más importante antes de un viaje largo. Si el conductor cuenta con las horas necesarias de sueño sus habilidades de reacción y de atención estarán más alerta. A diferencia de las de un conductor que no cumpla con las horas de sueño necesarias.

Manejar bajo el efecto de sustancias alcohólicas o alucinógenas

Para nadie es un secreto que es ilegal manejar bajo la influencia del alcohol o las drogas. Estas alteran el rendimiento del conductor. Ahora bien, es recomendable que no se ingieren bebidas alcohólicas por lo menos ocho horas antes de conducir. El cuerpo no debe estar bajo las influencias que dejan estas sustancias. Es decir lo que popularmente se conoce como el guayabo. Esto para que los sentidos estén en su punto óptimo para conducir.

Comprobar el estado del vehículo

Ya sea que estés manejando una moto o un carro, su estado óptimo es crucial para hacer un manejo defensivo. Los neumáticos, los frenos, el motor y todas sus partes deben estar en perfecto estado. De esta manera estarás seguro que el vehículo se va a comportar de la manera correcta cuando lo solicites. Ya sea que necesites acelerar, frenar fuerte, o girar rápido, el carro o tu moto hará lo solicitado.

Preparación del vehículo

Antes de iniciar tu viaje asegúrate de estar completamente preparado. Esto incluye revisar y encender las luces. Revisar el parabrisas y la existencia de agua para limpiar los vidrios. Los documentos para no correr en caso de olvidarlos. Ajustar tu asiento de conductor a la distancia y altura correcta. Finalmente ajustar los espejos laterales y el retrovisor para que permitan una correcta visibilidad.

Selección de ruta

Muchas veces los accidentes de tránsito ocurren por distracciones que tienen que ver con la ruta. Para eliminar en el mayor porcentaje posible el riesgo se recomienda planear la ruta deseada antes de iniciar el viaje. Esto se debe a que si el conductor está consciente de su destino, evitará maniobras tardías para poder tomar la ruta correcta. Además el conductor tendrá tiempo de concentrarse en cosas más importantes en cuanto al manejo defensivo.

Extras incluidos en el trayecto

Para que el conductor evite distracciones mientras que maneja es indispensable que todos los elementos que requieran preparación se alisten antes de empezar el viaje. Por ejemplo, la música es algo que se puede hacer antes de arrancar y evitará distracciones para el camino. Lo mismo la preparación del teléfono móvil para evitar distracciones futuras.

Tips para manejo defensivo

Ahora bien, el manejo defensivo cuenta con muchísimas acciones que debe tenerse en cuenta para mantener de una manera óptima la seguridad. Dentro de las principales encontramos las siguientes.

Observar el entorno

Tal vez la capacidad más importante del manejo defensivo es la de estar atento a lo que sucede en el entorno. De esta manera poder tomar acción de una manera correcta. Por ejemplo, estar atento de los carros, los  peatones y huecos. También las señales de tránsito, motos y otros elementos de la vía. Así ayudará a prevenir accidentes.

Anticiparse a todas las situaciones

La anticipación va de la mano con la atención del entorno. Estar atento permite que se tome acción temprana frente a alguna situación de emergencia. Esta puede ser un accidente o un peatón en la calle. También objetos que no suelen estar en la vía, carros parqueados en prohibidos e imprudencias de otros conductores. Recuerda que al conducir no eres el único conductor en la vía. Las acciones de otros también pueden afectar y por eso es tan importante la anticipación.

Desconfiar de todo

Algo muy importante es nunca dar nada por hecho. No se puede asumir que un conductor va a voltear solo porque tiene la direccional puesta. Frente a esto es importante solo actuar de acuerdo a lo que sucede en realidad. Un ejemplo claro son las señales de “Pare”. Muchos conductores imprudentes suelen hacer caso omiso de estas señales. Si estás en el desafortunado caso, pueden golpearte sin problema. Desconfía aún cuando lleves la vía. Incluso al tener un semáforo en verde.

Guarda tu distancia

Uno de los mayores factores de los accidentes de tránsito es la poca separación que existe entre carros a alta velocidad. Es importante que exista prudencia en la distancia con otros carros para que en caso de emergencia o frenazo repentino, el tiempo de reacción sea mayor. Esto también aplica para cuando hay trancón (Se le dice atasco en otras ciudades). En este caso el guardar distancia es supremamente importante para evitar cualquier choque. Sobretodo en el caso de una parada momentánea en terreno en subida. El vehículo que está enfrente nuestro puede rodar al arrancar y golpearnos sin querer. Mejor guardar distancia y evitar inconvenientes.

Conocer el vehículo

Saber cuáles son los límites de tu vehículo es importante para realizar maniobras. Su mecánica es única y debes conocerla a fondo. Así aseguramos que resulten exitosas y no en una emergencia. Lo mismo sucede al momento de adelantar en carretera, o arrancar en subida. Conocer las prestaciones del carro nos ayudará a ejecutar los movimientos de mejor manera. Nunca exageres tu carro. Recuerda siempre que una maniobra mal ejecutada puede causar un accidente que puede ser fatal. Mejor ser prevenido al manejar.

Respetar las normas de tránsito

Siempre es importante mantenerse dentro de las normas de tránsito. Estas ayudan a la correcta circulación de la vía de una manera segura. Las señales nos indican cómo comportarnos al conducir. También alertan de comportamientos y eventos que hay en la vía. Esto incluye baches, intersecciones, velocidades máximas entre otros.

Distracciones a evitar durante la conducción

Ante todo, un conductor debe estar atento en la vía. Debe evitar siempre las distracciones de cualquier tipo. Elaboramos la siguiente lista con las distracciones más comunes al momento de conducir.

Celular

Debido a los avances de los celulares y de las redes sociales hoy en día las personas están en una constante conexión con el celular. Su uso es innegable. La conexión entre personas a través de un solo dispositivo es magnífica. Incluso las aplicaciones son toda una obra de ingeniería. Sin embargo al conducir definitivamente no es el mejor aliado si se usa de manera incorrecta. Puede representar un gran riesgo no solo para los conductores sino para los peatones y demás carros que estén alrededor.

Para evitar este tipo de riesgos, existen ciertos artefactos que permiten manejar sin tener que desviar los ojos de la vía al recibir un mensaje. Dentro de los sistemas más populares es el de los comandos de voz tanto del carro como del celular. Estos permiten al conductor el de escuchar y enviar un mensaje solo con el comando de la voz. Así mismo están los sistemas de seguridad que muchas veces no permiten utilizar opciones del teléfono cuando se está en movimiento.

También se encuentran los dispositivos manos-libres. Estos pueden ser desde los corrientes audífonos hasta dispositivos bluetooth que funcionan como parlantes. Permiten tanto comunicarse con el celular para comandos de voz, como para realizar llamadas. Es obligatorio el uso de estos dispositivos al conducir pues ayudan a que el conductor tenga ambas manos en el volante. Esto buscando que tenga plena capacidad de respuesta ante un inconveniente.

Alimentarnos al conducir

Todos somos seres humanos y necesitamos alimentarnos diariamente. Eso es regla natural de la vida y no lo discutimos. Lo que sí es muy peligroso es ingerir comida mientras se conduce. En estos casos es recomendable una de dos. La primera es detener el vehículo para comer. Una vez hayas terminado puedes proseguir tu camino. De esta manera no habrá ningún inconveniente ni riesgo de accidente. La segunda opción es pedirle a tu copiloto o alguno de tus pasajeros que te de la comida. Esto basado en que les tengas suficiente confianza para pedirles ese favor. Lo bueno de esta técnica es que en ningún momento tendrás las manos ocupadas en algo que no sea conducir.

Escojas la técnica que escojas, lo importante es tener tu atención centrada en la vía. Siempre recomendamos suma precaución al manejar en todo momento.

Maquillarse en el carro

Esta recomendación va dedicada más a las mujeres que a los hombres. En el país es normal en el tráfico ver mujeres que mientras que manejan se maquillan. Esto genera un gran riesgo puesto que la atención del conductor debe estar enfocada completamente en mantener la seguridad del recorrido. La acción de maquillarse al conducir se debe posiblemente al afán con el que salen las personas de sus casas. Es muy posible que no alcancen a maquillarse antes de salir. Para evitar esta situación recomendamos planear previamente el tiempo necesario para llegar al destino y de esta manera organizar tareas como esta antes de montarse al carro.

Copiloto y pasajeros distractores

Aunque suene raro, muchos de los accidentes son causados por las distracciones que generan los pasajeros a los conductores. Una charla normal no interfiere en mayor cosa la atención del conductor durante un viaje tranquilo. Sin embargo, gritos de niños, distracciones en el celular, o incluso en el paisaje pueden causar inconvenientes. Cuando se necesita la destreza completa del conductor es indispensable que evite distracciones relacionadas con los pasajeros como son charlas o interacciones con ellos. Es mejor evitar accidentes que pueden convertirse en fatales a dejar de hablarles por un par de segundos.

GPS y aplicaciones de navegación (Waze y Google Maps):

Como ya mencionamos anteriormente, calcular la ruta antes de arrancar es uno de los factores que se debe tener en cuenta para mantener la atención en la vía. Una vez seleccionada la ruta es normal que los conductores la introduzcan en el gps de su preferencia. Esto incluye aplicaciones supremamente conocidas como Waze y Google Maps.

Esto es supremamente importante para mantenerse al tanto especialmente cuando son rutas largas. Para utilizar el gps de una manera segura es importante activar todas las funciones que permiten hacer avisos y alertas por medio de sonidos u otros medios que no afecten al conductor. Estos sistemas cuentan con avisos de la ruta como giros y choques de manera automática. También alerta de atascos, policías e incluso baches en el camino. Así el conductor dispondrá de toda la información necesaria sin tener que afectar su atención.

Elementos adicionales que puedan distraernos

Aunque se planee el recorrido de la mejor manera para evitar distracciones estas siempre se pueden presentar. Al momento de encontrarse en esta situación es importante que el conductor pare el vehículo en un lugar seguro en donde pueda realizar la tarea que necesite. Por ejemplo, cerciorarse de que lleva algún elemento necesario como unos papeles o la maleta. En vez de empezar a buscar desviando su atención de la vía, se recomienda que el vehículo esté totalmente parado evitando riesgos. También se incluye el distraernos con otros conductores y sus vehículos entre otros.

Como puedes ver, el manejo defensivo incluye muchísimos elementos. Desde la preparación antes del viaje, hasta las distracciones a evitar al conducir. Es importante que sigas todos los consejos pues cualquiera de ellos podría ser fatal en caso de no tenerlos en cuenta. Lo mismo sucede con tu manejo preventivo. Estar atento a cualquier situación en la vía o con otros conductores es fundamental. Al final del trayecto agradeceras de llegar sano y salvo y ser un conductor prudente que evitó todo tipo de posibles situaciones fatales.

¿Te gusto este artículo? Compártelo con tus amigos y familiares que conduzcan. Si todos fuéramos conductores precavidos, seguro se reduciría en un gran número las muertes de personas por accidentes de tránsito.

Si te gusto este artículo te puede interesar:

COMO ELEGIR UN TALLER MECÁNICO DE CONFIANZA

24 CONSEJOS PARA CONDUCIR EN TRANCÓN

CÓMO FUNCIONA EL SISTEMA DE COMBUSTIÓN DE UN MOTOR

¡Descarga gratis la app de MiMecánico!

Consejos, noticias, recuerda tu estacionamiento y muchas cosas más